Consejos para ingenieros principiantes para captar la atención del empleador

Si está leyendo este artículo, es probable que ya haya tomado una de las mejores decisiones de su vida profesional: está siguiendo una carrera en ingeniería.

Como ingeniero, no solo es inteligente en cuanto a libros, sino que también tiene visión de futuro. Después de todo, es una de las oportunidades profesionales de más rápido crecimiento y más demandadas en el mundo en este momento.

Y ahora, es el momento de traducir toda esa capacidad intelectual en conseguir su primer trabajo de ingeniería. Ya sea que esté todavía en la universidad o esté considerando su primer paso después de la escuela de posgrado, aquí hay algunos consejos que lo ayudarán a destacarse entre los empleadores.

Contents

1. Construya una cartera de carreras

Con demasiada frecuencia, los ingenieros luchan por venderse a sí mismos. Por eso, cuando asesoro a mis pasantes de la escuela secundaria y la universidad, les pido que creen un portafolio de carreras, que es una historia sobre usted que comparte con empleadores potenciales.

Esta táctica resuelve dos problemas a la vez. Primero, te ves a ti mismo desde la proverbial vista de 30,000 pies, que te ayuda a concentrarte en lo que te hace destacar. En segundo lugar, le está dando a los empleadores potenciales una forma de aprender más sobre usted, incluso antes de que comience la entrevista.

Una gran cartera normalmente incluye:

  • Una página de biografía, que resume sus fortalezas, educación y reconocimientos.
  • Tu resumen
  • Información sobre sus cursos, pasantías, trabajo voluntario, dominio del idioma, pasatiempos y otras cosas que lo distinguen de la multitud.
  • Testimonios o recomendaciones de personas con las que ha trabajado en estrecha colaboración, como ex empleadores, profesores o clientes.
  • Evidencia de sus habilidades técnicas. Estos pueden ser ejemplos de proyectos en los que ha trabajado, enlaces a su perfil de Github o incluso diagramas de flujo o tablas que ilustran cómo se combinan sus rasgos dispares para convertirlo en el candidato ideal para el puesto. ¡No tenga miedo de ser creativo!
  • Evidencia de sus habilidades no técnicas. Al describir sus pasantías, por ejemplo, no solo incluya enlaces o fotos, sino que explique cómo su trabajo benefició a la empresa. Esto también se aplica a los logros personales; en lugar de simplemente decir que corriste un maratón, ¡habla sobre la autodisciplina necesaria para entrenar para el evento!

Su portafolio debe estar en línea, por lo que puede incluirlo en su currículum, perfil de LinkedIn o cualquier otro material que envíe con su solicitud. Pero también es una gran idea llevar una copia impresa a cada entrevista para que el gerente de contratación pueda hojear su contenido. Mostrar su portafolio en múltiples formatos facilita que los empleadores potenciales dediquen más tiempo a examinar su trabajo.

2. Conozca el negocio

Eres ingeniero, por lo que nadie cuestiona tu intelecto. Después de todo, ha superado algunos cursos serios de cálculo, física, programación y análisis de datos. Pero, ¿sabe cómo se traducen sus habilidades técnicas en el balance de la empresa? Demasiadas veces, los ingenieros no lo hacen, por lo que si puede mostrarles a los empleadores que tiene conocimientos para los negocios, se destacará.

Si se está entrevistando en una empresa que cotiza en bolsa, lea el informe anual para comprender a sus clientes, canales de venta y costos. Para una empresa privada, conéctese en línea y averigüe todo lo que pueda sobre los mercados, la competencia y los clientes de la empresa. Estas actividades lo armarán con preguntas inteligentes para hacer, lo que impresiona a los gerentes de contratación.

Además de utilizar los recursos en línea que le rodean, no tenga miedo de comunicarse con las personas que trabajan en las empresas de sus sueños, e incluso con los líderes de la industria. Cada vez más, escucho de altos ejecutivos que tienen entrevistas informativas con aspirantes a ingenieros. Pero tenga cuidado: si está sentado con un arma grande, tenga algo importante que decir. A continuación, presentamos una excelente guía para comunicarse por correo electrónico y otra para aprovechar al máximo la reunión.

3. Invierte en ti mismo

¿Podrías vivir en una casa durante 30 años y no mantenerla? Por supuesto que no. La base comenzaría a desmoronarse, literalmente. Bueno, lo mismo ocurre con tu carrera.

Como ingeniero, constantemente tienes que desarrollar nuevas habilidades. Para hacerlo, considere unirse a una red profesional, como el Instituto de Ingenieros Eléctricos y Electrónicos (IEEE), la Sociedad Estadounidense de Ingenieros Civiles (ASCE) o la Sociedad de Mujeres Ingenieras (SWE), y participe en sus conferencias.

Además, manténgase abierto a proyectos desafiantes y diversos, incluso fuera de los que le asignen en el trabajo o en la escuela. Busque trabajos a corto plazo, asignaciones independientes o proyectos paralelos personales para ganar experiencia. Considere qué conjuntos de habilidades se necesitan en este momento que no se están abordando, y luego establezca su objetivo de adquirirlos.

Por último, asegúrate de desarrollar tu liderazgo y tus habilidades sociales. Puede ganar confianza estableciendo contactos y tomando clases en línea. Y, una vez que obtenga un puesto, considere unirse (o comenzar) una red de afinidad de empleados, que puede ayudarlo a navegar en su nuevo entorno de trabajo y desarrollar habilidades en el trabajo.

Dicho esto, no dejes que grupos como estos te limiten. Claro, está bien unirse a un grupo de afinidad de ingenieros femeninos. Pero tenga en cuenta que con el tiempo, las etiquetas pueden volverse autolimitadas (¡incluso en empresas progresistas como la mía, donde más de la mitad de nuestros pasantes de ingeniería son mujeres!). Como mujer afroamericana, puedo decirte lo importante que es no permitir que tu género, raza o cualquier factor te defina. Rodearse de personas que tienen antecedentes, experiencias, capacitaciones y perspectivas diferentes a las suyas lo ayudará a convertirse en un ingeniero y profesional aún más fuerte.

No hay escasez de trabajos de ingeniería en estos días, pero los empleadores aún quieren contratar a las mejores personas. Si les muestra lo que tiene para ofrecer, hace un esfuerzo por comprender el negocio y se concentra en conocer su oficio, no solo obtendrá un trabajo increíble, sino que tendrá más éxito en su carrera que nunca. he imaginado.